Los batidos

en SALUD | Publicado 28-09-2016 | Margarita Sierra
batidos
Desde hace unos años se han puesto de moda los batidos, pero la elaboración de éstos no es algo nuevo, sobre todo en los países cálidos donde hay una gran variedad de frutas, dónde probablemente se han hecho y bebido todo tipo de zumos y batidos de fruta desde hace miles de años.

Antes de seguir hablando de los batidos vamos a ver la diferencia principal entre un zumo y un batido (de cualquier color o ingrediente):

El zumo se realiza con un extractor o exprimidor y se separa la pulpa del jugo.
El batido, por otra parte, se obtiene, triturando los ingredientes enteros (sólo se retiran las semillas), durante apenas un minuto hasta que queden espumosos. No se deben triturar durante más tiempo porque sino se calientan demasiado los vegetales que estamos batiendo y esto provoca que se destruyan las vitaminas.
Los batidos quedan densos y cremosos, y si la consistencia final queda muy espesa, lo mejor es diluirlo con zumo de frutas casero, bebida vegetal (de arroz, coco, avena, etc.) o agua.
Por el contrario, los zumos quedan líquidos y con poca consistencia por la ausencia de pulpa.
La idea de los batidos modernos procede de Estados Unidos, en concreto de Nueva Orleans donde en la década de los 60 vivió Stephan Kuhnao, el cual sufría varias alergias alimentarias y además era diabético. A él fue al que se le ocurrió la idea de ir probando en los batidos mezclas de frutas frescas y otros complementos alimenticios para aliviar sus síntomas. En poco tiempo su estado de salud mejoró y en 1973 abrió su primera tienda de batidos, desde donde transmitía sus ideas y experiencias además de ofrecer numerosos batidos. El modelo de negocio fue bien acogido y desde hace algún tiempo el boom del batido se ha extendido también por Europa.

No hay que olvidar que existen diferencias fundamentales en el sabor y calidad, dependiendo por supuesto del porcentaje de fruta y de la frescura de sus ingredientes. Algunos batidos que se comercializan no lo son en realidad porque se componen principalmente de zumos industriales, lo que hace de ellos productos de baja calidad.  Los mejores batidos se hacen con frutas frescas y se preparan justo antes de consumirlos, no sólo son deliciosos y rápidos de digerir,  sino que además son ricos en minerales, vitaminas,  fibras vegetales y oligoelementos.

Actualmente están de moda los batidos verdes, desde que en 2004 la experta en salud Victoria Boutenko los creó; primeramente probándolos ella misma y dándose cuenta de sus efectos beneficiosos. Era difícil imaginar la repercusión que éstos tendrían.



Los batidos verdes se componen del 50 % de vegetales de hojas verdes, tales como ensaladas, coles, hierbas silvestres, etc. y el otro 50 % se compone de fruta fresca.

La clorofila de las hojas verdes, actúa como un antioxidante, beneficia la oxigenación y además desintoxica el organismo. Podemos añadir a los batidos grasas saludables como los frutos secos,  semillas de cáñamo (que nos aporta un amplio abanico de vitaminas, A,C,D, B i E, minerales como el calcio, el fósforo y el hierro, y Omega-3 y omega-6), semillas de lino (que nos aporta vitaminas E y B, minerales como el yodo, hierro, zinc, magnesio, calcio, silicio, etc y  omega 3 (75%) y omega 6 (25%)).

Al principio cuesta acostumbrarse al sabor amargo de las hojas verdes, pero se puede suavizar su sabor añadiendo fruta fresca, fruta seca (dátiles, pasas, etc) o sirope de agave, pero no endulzando con azúcar ni zumos de fruta; en todo caso se le puede añadir estevia.

¡Así que os animo a descubrir por vosotros mismos los beneficios de los batidos!

Por lo demás la creatividad no tiene límites, pero si sois principiantes os aconsejo primero buscar recetas para irlos introduciendo poco a poco en vuestra dieta o acercarte a nuestra tienda de Font de Vida donde encontrarás libros que pueden ayudarte a introducir los batidos en tu dieta.


Comparte en las redes sociales:


Preguntas frecuentes

¿Tienes alguna duda sobre nuestros servicios, productos o proceso de compra?

ATENCIÓN AL CLIENTE

Síguenos en las redes sociales