Jengibre ¡Entra en calor en invierno!

en ALIMENTOS | Publicado 27-12-2016 | Andrea Fernández
jengibre calor
El jengibre es una planta usada con fines medicinales desde hace muchos años. Posee un sabor picante y aromático. Puede crecer hasta 1,5 m de altura y es cultivada en países cálidos. La parte que se usa a modo medicinal son sus raíces. Éstas están compuestas por rizomas gruesos y carnosos. Posee una piel  de color ocre y su interior es amarillo.

Aunque puede consumirse la raíz fresca o bien comprar el jengibre seco y ya molido, siempre es mejor utilizarla fresca, puesto que contiene más propiedades y sus principios activos son más potentes.

¿Cuál es su origen?

El jengibre tiene su origen en Asia. Hace miles de años que es usado en la cultura China e Hindú para aliviar las molestias provocadas por problemas digestivos. Tiempo más tarde, se extendió en América y Europa, donde se empezó a usar tanto en cocina como alimento con fines medicinales; era ampliamente utilizado para realizar diversos tipos de bebidas así como para sazonar diversos platos. Fue también utilizado en la antigua Roma para aderezar las comidas.

Actualmente se sigue empleando en Oriente, Europa y América puesto que gracias a sus múltiples propiedades se ha convertido en un alimento indispensable en nuestra despensa.

¿Cómo consumirlo?

El jengibre debe pelarse antes de comerlo. Luego, podemos cortarlo en rodajas y añadirlo a una infusión, rallarlo encima de la ensalada o bien utilizarlo seco y espolvorearlo en sopas, purés, pescado, verduras a la plancha, guisos, etc. También puede añadirse en postres, puesto que aporta un toque picante, fresco y un sabor que recuerda un poco al del limón.

Otra manera de consumirlo es cortado en láminas finas y marinadas, las cuales suelen ser un perfecto acompañamiento para el sushi.


¿Qué beneficios nos aporta?

  • Es un gran estimulante de los jugos gástricos.
  • Alivia dolores musculares, tales como lumbago y ayuda a disminuir los dolores provocados por el reúma.
  • Actúa como un potente “anti mareo”. Se usa desde el Siglo V con este fin; en aquel entonces, se les daba a los marineros para evitar que se marearan en sus largos viajes.
  • Ayuda a combatir los radicales libres gracias a sus propiedades antioxidantes.
  • Es muy eficaz en procesos catarrales, contribuyendo al alivio de los síntomas de la gripe y la tos.
  • Es beneficioso para nuestro sistema circulatorio.
  • Alivia los gases intestinales y combate la flatulencia.
  • Levanta el ánimo y proporciona vitalidad.
  • Contribuye a combatir las infecciones.
  • Tomar una taza de té de jengibre nos ayudará a hacer una buena digestión.
Una de las maneras de entrar en calor en invierno es consumir jengibre.

Puedes hacerte una tisana o un té y añadir un par de rodajas finas en la taza. Dejas reposar durante un par de minutos y ya la tienes lista para tomar.

Su sabor alimonado y picante te ayudará a entrar en calor muy rápido.

¡No dudes en probarlo este invierno!


Comparte en las redes sociales:


Preguntas frecuentes

¿Tienes alguna duda sobre nuestros servicios, productos o proceso de compra?

ATENCIÓN AL CLIENTE

Síguenos en las redes sociales